El ‘facility manager’, un ahorrador de costes en la empresa, es una figura desconocida en el mercado español, pero cada vez más valorada por los empresarios. La buena gestión en infraestructuras es su seña de identidad y ahora se abre paso en España con la Asociación Española de Facility Management, que estima que las empresas destinan 55.000 millones en este tipo de gastos. Con esta figura, las Administraciones Públicas ahorrarían 4.500 millones, mientras que 5.500 millones dejarían de malgastarse en el sector privado.

facility manager facility management ahorro
Las empresas se preguntan cuánto dinero ahorra el Facility Management

El equipo de social media de Banco Popular ha puesto un ejemplo clarificador de lo que es capaz de hacer un ‘facility manager’. La empresa de comunicación del ejemplo destina medio millón de euros para sede, alquiler, mantenimiento y servicios. De cara a 2014 y con un presupuesto muy ajustado y restrictivo debido a la crisis económica y financiera, el director decidió la contratación de un ‘facility manager’, un experto que se encargaría del riguroso estudio de mercado inmobiliario para realizar un mudanza, pero la nueva ubicación tendría que cumplir con las mismas condiciones que en la antigua.

El experto gestionó el traslado y las reformas del nuevo local, estudió los espacios para despachos, archivos, cocina, baños, etc… Una distribución que fuera funcional para los departamentos, que debían tener una correcta iluminación y ventilación, junto con la temperatura adecuada. El experto fue contratado por la empresa y vigila que no falte de nada en ningún departamento, como material de oficina, junto con un control restrictivo de gastos, incluidos el consumo de electricidad y agua. El trabajo ha permitido el ahorro de un 20% del presupuesto, ya de por sí restrictivo, por lo que se pone de manifiesto la necesidad de estos profesionales.

Asimismo, ya se ha creado la Asociación Española de Facility Management (IFMA), que según los cálculos, los gastos que controloría el facility manager suponen un 30% del total del gasto de la empresa, entre otros se incluyen seguridad, los caterings, recepción de paquetería, conservación de las instalaciones, jardinería… La adecuada gestión pone de manifiesto que el ahorro tiene un impacto positivo de entre el 6% y 9% en la cuenta de resultados.

Asimismo, estima que desde los 50.000 millones que destinan las empresas a este tipo de gasto se podría ahorrar cerca de 10.000 millones, de los que 4.500 millones serían del sector público y el resto del privado. Sólo es rentable a partir de cien empleados, es decir, cuando el gasto de las instalaciones y el volumen de servicios es alto.

Texto original en Negocios.com.

Anuncios